Ola de robos dejan sin electricidad y agua a secundaria en Apodaca, denuncian madres de familia

De acuerdo con las denunciantes, al menos seis robos se han presentado durante el vigente ciclo escolar, los más recientes durante el pasado periodo vacacional en diciembre.

Madres de familia denunciaron ola de robos en secundaria de Apodaca. | Víctor González
Apodaca, Nuevo León /

Madres de familia de la Escuela Secundaria Número 10 Miguel Ángel Granados Chapa en el municipio de Apodaca, Nuevo León denunciaron una ola de robos que ha dejado al plantel educativo sin energía eléctrica y sin agua potable.

De acuerdo con las denunciantes, al menos seis robos se han presentado durante el vigente ciclo escolar, los más recientes durante el pasado periodo vacacional en diciembre.


Y es que de la escuela ubicada en la colonia Prados del Virrey, se han robado por lo menos el cableado eléctrico y una bomba que forma parte del sistema de agua que da servicio al centro educativo.

Además de esto, las madres de familia acusan que la dirección de la escuela ha sido omisa al momento de informarlas, pues sólo conocen la situación a través de otras mamás y de sus propios hijos, que cada cierto tiempo llegan con la noticia de un nuevo robo.

“La escuela no nos ha dado un comunicado oficial de nada, no nos ha hecho saber en qué estatus está la escuela, ni que es lo que se han llevado, lo que sabemos es por comentarios que se hacen de otras mamás que andan por delante, y la mayoría por nuestros hijos que dicen que volvieron a entrar a robar”, dijo una de las madres de familia.

Ante esto, se solicita que las autoridades correspondientes puedan reforzar la seguridad en el sector, con el fin de que dicho plantel no vuelva a sufrir más atracos.


¿Qué hacer ante el robo a una escuela?


En caso de robo en una escuela, es importante tomar medidas rápidas y eficaces para garantizar la seguridad de los estudiantes y el personal, así como para minimizar las pérdidas. Aquí hay algunas acciones que podrían considerarse:


Asegura la seguridad:

Prioriza la seguridad de los estudiantes y el personal. Si el robo está ocurriendo en el momento, llama a la policía de inmediato y sigue los protocolos de seguridad de la escuela, como el resguardo en lugares seguros.


No intervengas directamente:

No confrontes a los ladrones directamente. Deja que la policía se encargue de la situación. Intervenir directamente podría aumentar el riesgo de violencia.


Informa a las autoridades:

Llama a la policía y proporciona toda la información relevante, como la ubicación exacta, la descripción de los sospechosos y cualquier detalle adicional que pueda ser útil.


Evacuación si es necesario:

Si la situación lo requiere, sigue los procedimientos de evacuación de emergencia para trasladar a los estudiantes y al personal a un lugar seguro.




Colabora con la policía:

Al llegar la policía, colabora plenamente con sus instrucciones. Proporciona información adicional si es necesario y coopera en la investigación.


Documenta los daños y pérdidas:

Tan pronto como sea seguro hacerlo, documenta los daños y las pérdidas. Toma fotografías, si es posible, y haz un inventario detallado de los elementos robados.


Notifica a las autoridades escolares y padres:

Informa a las autoridades escolares sobre el robo y comunica a los padres de los estudiantes sobre la situación y las medidas que se están tomando.


Revisa la seguridad de la escuela:

Evalúa la seguridad actual de la escuela y considera mejoras si es necesario. Esto puede incluir la instalación de sistemas de seguridad adicionales, como cámaras o alarmas.


Colabora con la comunidad:

Si es apropiado, trabaja con la comunidad local para aumentar la vigilancia y la conciencia de seguridad alrededor de la escuela.


Busca asesoramiento legal:

Consulta con las autoridades locales y posiblemente con un asesor legal para entender los pasos legales que podrían tomarse en relación con el robo.


cog 

  • Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de TELEDIARIO; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Las más vistas