Interpol saca a Ovidio Guzmán del penal del Altiplano; fue extraditado a Estados Unidos

Agentes sacaron al hijo del Chapo en un helicóptero de la FGR.

Interpol saca a Ovidio Guzmán del penal del Altiplano / Especial
México /

Ovidio Guzmán López, el Ratón, hijo de Joaquín el Chapo Guzmán, fue sacado del penal del Altiplano esta tarde por elementos de Interpol con fines de entregarlo en extradición al gobierno de Estados Unidos, confirmaron funcionarios del gobierno estadounidense.

Aunque de acuerdo a altos funcionarios del gabinete de seguridad de México consultados por MILENIO, la salida de Guzmán López del país aún está en proceso de definirse por trámites legales pendientes; el medio estadounidense ABC News informó que Ovidio fue llevado a Chicago.

Ovidio Guzmán López es acusado de cargos relacionados con el tráfico de drogas, en los estados de Nueva York y Washington, DC. Es identificado como uno de los líderes del grupo denominado Los Chapitos del cártel de Sinaloa.

Te recomendamos ¿Por qué está detenido Ovidio Guzmán?
  • Nacional Rubén Mosso

El Ratón fue sacado del penal en helicóptero por agentes de Interpol, según reveló esta tarde el periodista Carlos Jiménez. Su destino y paradero, hasta el momento, se desconoce, aunque funcionarios federales admitieron que un operativo de esta naturaleza se mantendría bajo secrecía dada la peligrosidad del personaje.

De acuerdo con Jiménez, el mismo director del penal federal entregó a Ovidio Guzmán, de manera personal a los elementos de la Interpol para su traslado vía aérea.


La FGR tenía una orden de aprehensión con fines de extradición en contra de El Ratón, por tráfico de metanfetamina, cocaína y mariguana hacia Estados Unidos.


Guzmán López fue detenido por segunda vez en la comunidad de Jesús María, en Culiacán, Sinaloa el 5 de enero en un fuerte operativo realizado por fuerzas federales.

Te recomendamos Ovidio Guzmán es extraditado a Estados Unidos
  • Nacional Redacción

Esa misma tarde, fue ingresado al penal de máxima seguridad del Altiplano en el Estado de México.

En octubre de 2019, fue detenido por primera vez en Culiacán por elementos del Ejército y la Guardia Nacional, pero después fue liberado para evitar bajas civiles y militares, tras la reacción y amenazas de sus sicarios hacia la población.

Ovidio, de 30 años, tiene varias acusaciones en su contra en diferentes cortes de Estados Unidos. En la Corte de Distrito del Distrito de Columbia, por tráfico de metanfetamina, cocaína y mariguana.

En la Corte de Distrito Sur de Nueva York, por otro lado, está acusado de crimen organizado, tráfico de fentanilo, lavado de dinero y posesión de armas de fuego.

Extradición fue gracias a trabajo en conjunto entre Estados Unidos y México: Merrick Garland

A través de un comunicado, el Fiscal General Merrick B. Garland comentó que la extradición de Ovidio se dio por la cooperación policial entre Estados Unidos y México.

“Hoy, como resultado de la cooperación policial entre Estados Unidos y México, Ovidio Guzmán López, líder del Cartel de Sinaloa, fue extraditado a Estados Unidos.

Asimismo, comentó que esta acción es un paso más para atacar todos los aspectos en las operaciones del cartel de Sinaloa.

“Esta acción es el paso más reciente en el esfuerzo del Departamento de Justicia para atacar todos los aspectos de las operaciones del cartel. La lucha contra los cárteles ha implicado un valor increíble por parte de las fuerzas del orden de Estados Unidos y de los miembros del servicio militar y de las fuerzas del orden mexicanas, muchos de los cuales han dado sus vidas en la búsqueda de la justicia”.


¿De qué se le acusa a Ovidio Guzmán?

Ovidio Guzmán es hijo de Joaquín El Chapo Guzmán y su segunda esposa, Griselda López Pérez y se le identifica como miembro de alto rango del cártel de Sinaloa. 

El gobierno de Estados Unidos asegura que Ovidio Guzmán López, El Ratón, junto a su hermano Joaquín El Güero lideran y controlan las operaciones de tráfico de drogas de una célula criminal amparada por el Cártel de Sinaloa. 

Las investigaciones apuntan a que coordinaba el envío de mariguana, cocaína y metanfetamina hacia ese país y que incluso estuvo involucrado con sus 3 hermanos en el escape del penal del Altiplano de su padre, Joaquín “El Chapo” Guzmán, en 2015.

Por ello, Ovidio y Joaquín están acusados formalmente de conspiración para traficar cocaína, metanfetamina y mariguana hacia Estados Unidos, en una corte del Distrito de Columbia, con una solicitud de extradición en puerta, con su detención la mañana de este 5 de enero.

Según el Departamento de Estado de Estados Unidos, Ovidio y Joaquín comenzaron su carrera criminal junto a Édgar Guzmán, el primogénito de Joaquín “El Chapo” Guzmán. 

Tras la muerte de Édgar, en 2008, organizaron su propia agrupación y comenzaron a invertir grandes cantidades de dinero en la compra de mariguana en México y cocaína en Colombia, para después enviar las drogas a Estados Unidos. 

Incluso se descubrió que compraban efedrina en Argentina como una forma para experimentar con el mercado de la metanfetamina.

Para las autoridades de ese país, Ovidio y Joaquín supervisan al menos 11 laboratorios de metanfetamina en Sinaloa, con los que producen entre 3 mil y 5 mil libras mensuales de esa droga, para después enviarla por la frontera norte a Estados Unidos y Canadá.

El Departamento de Estado ofrece hasta 5 millones de dólares por información que permitiera su detención. Además, en mayo de 2012, Ovidio y su hermano Iván fueron designados por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos bajo su lista de la Oficina de Control de Bienes Extranjeros “por sus papeles en la organización de tráfico de drogas de su padre y el Cártel de Sinaloa.”

De acuerdo con el Departamento de Justicia de Estados Unidos, Ovidio junto a sus hermanos Joaquín, Iván Archivaldo Guzmán Salazar “El Chapito”, Jesús Alfredo Guzmán Salazar “Alfredillo” forman parte del liderazgo absoluto del Cártel de Sinaloa junto a “El Chapo” Guzmán, su padre y actualmente condenado a prisión de por vida, y a Ismael “El Mayo” Zambada.

Como parte de la acusación en contra de Emma Coronel, la última esposa de “El Chapo”, agentes estadunidenses revelaron que un testigo colaborador contó que Ovidio y sus hermanos Iván, Jesús y Joaquín, participaron en la organización de la fuga de su padre “El Chapo” Guzmán, del penal del Altiplano, el 11 de julio de 2015. 

Por ejemplo, contrataron ingenieros para construir el túnel que corría desde la parte inferior de la regadera de su celda a un terreno que había sido previamente adquirido para ese fin, túnel por el que finalmente escapó y para lo cual también consiguieron un reloj con GPS para poder rastrear su ubicación durante su huida.

Incluso habrían discutido la posibilidad de un segundo escape tras la detención de “El Chapo” en 2016, pero el plan no pudo ser llevado a cabo porque el líder del cártel de Sinaloa fue trasladado al penal de Ciudad Juárez, Chihuahua.


  • Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de TELEDIARIO; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Las más vistas