Coca-Cola pirata encontrada en Iztapalapa se vendía en puestos de comida de CdMx y Edomex: Fiscalía

El vocero de la fiscalía señaló que al día se vendían entre 50 y 60 cajas de Coca-Cola pirata.

Coca colas clonadas decomisadas / Especial
Ciudad de México /

El vocero de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, Ulises Lara, informó que los refrescos de Coca-Cola pirata que se encontraron en un predio de la colonia Santa Martha Acatitla Norte, alcaldía Iztapalapa, eran vendidos principalmente en puestos ambulantes de comida en diversos puntos de la Ciudad de México y el Estado de México.

En un mensaje a medios, el vocero de la Fiscalía indicó que los refrescos se comercializaban en puntos de la colonia Centro y de la Central de Abasto en la capital del país, así como en los municipios de Chalco y Nezahualcóyotl en el Estado de México.

Las cajas de refrescos rellenados se vendían entre los 200 y 210 pesos, y al día se comercializaban entre 50 y 60 cajas, generando una ganancia estimada entre los 10 mil y 12 mil pesos diarios.

Como parte de las operaciones de este lugar, según vecinos, trabajaban alrededor de 10 personas entre lavadores de botellas, selladores, envasadores, transportistas y encargados del inmueble.

¿De dónde obtenían las botellas y fichas que utilizaban?

Los recipientes que eran rellenados con la falsa Coca-Cola eran adquiridos en diferentes sitios dedicados a la recolección y venta de envases, mientras que las fichas utilizadas para resellar las obtenían con distintos recolectores de basura.


Fue el pasado 3 de mayo que el funcionario capitalino dio a conocer que se llevó a cabo un cateo en un inmueble en el que presuntamente se fabricaban refrescos piratas, que eran vendidos bajo la marca Coca-Cola.

Ulises Lara dio a conocer se cumplimentó una orden de cateo en dicho inmueble, ubicado en la colonia Santa Martha Acatitla Norte, en seguimiento a una carpeta de investigación iniciada por el delito de encubrimiento por receptación.

“Derivado de los trabajos de campo y gabinete, se pudo conocer que en el predio en cuestión posiblemente se elaboraban bebidas gaseosas con características similares a un conocido refresco de cola. Además, el lugar posiblemente servía como bodega para almacenar el producto”, explicó.

En el operativo se aseguraron cuatro paquetes de refresco, cada uno con 12 envases de vidrio, un localizador de Geoposicionamiento Satelital (GPS), un automóvil tipo Sedán, una camioneta y una motocicleta.

También, cerca de 130 cajas de plástico, cada una de ellas con seis botellas de tres litros llenas de supuesto refresco de cola y cerca de 800 cajas adicionales, cada una con 24 envases de 600 mililitros, listos para ser rellenados.

Además, fueron detenidas dos personas identificadas como Jesús Ignacio “N” y David “N”, quienes fueron trasladados a la agencia ministerial junto con los indicios.


PGG 

  • Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de TELEDIARIO; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Las más vistas